Otoño en la Reserva Natural de Peloño

Con el otoño, llegan los jerseys de lana y las botas de agua, símbolos del frío y de la lluvia. El mal tiempo nos echa para atrás a la hora de coger el coche y salir a la naturaleza cuando llega el fin de semana. Pero, en vez de quedarse en el sofá, enroscado en una manta, vale la pena aprovechar los días buenos para respirar aire fresco.

Los bosques en otoño brillan. Pero, es imprescindible elegir bien: solo los caducifolios se vuelven amarillos, anaranjados y rojos. El mejor momento para pasear entre los árboles es cuando las primeras hojas caen y se secan en el suelo. Ese crujido bajo nuestros pies es un sonido especial que nos remite instantáneamente a esta época del año.

Existen también muchos otros emblemas gastronómicos en esta estación, como las castañas, las manzanas y las setas, con los que las personas más otoñales se alegrarán seguro de reencontrarse después de tantos meses.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *